HABÍA MUCHA expectación respecto a lo que daría de sí la visita a Galicia del ministro Ábalos. Y, como suele ocurrir casi siempre, la expectación no tardó en convertirse en decepción. Por lo menos en lo que se refiere a los pontevedreses.

Al hilo de lo acontecido, se me ocurren dos reflexiones. La primera es volver a insistir en algo que ya he dicho aquí en muchas otras ocasiones, que es que mientras otros territorios no tengan peaje a la movilidad y Galicia sí, sea mucho o poco, estaremos en inferioridad de condiciones y por lo tanto seremos menos competitivos.

Y la segunda tiene que ver con el acuerdo de investidura que al comienzo de esta legislatura firmaron BNG y PSOE. Creo que lo que hace unos días vino a anunciar Ábalos a Galicia poco tiene que ver con lo firmado en aquel acuerdo. Yo, desde luego, si fuese dirigente del BNG promovería la ruptura de todos los pactos que los nacionalistas mantienen con los socialistas a nivel local y provincial. Creo que es la mínima respuesta que merece el ninguneo del PSOE a un BNG que, recordemos, posibilitó que hoy Pedro Sánchez sea presidente del Gobierno de España.

No me valen las pancartitas esas de «Isto é un aldraxe» que ahora vemos colgadas por ahí. Si esto es un agravio o un insulto, y evidentemente lo es, sean valientes y rompan los acuerdos.

Y digo todo esto porque a la vista de lo anunciado, los beneficios que los pontevedreses vamos a obtener de las rebajas en los peajes de la AP-9 son más bien pocos. Debemos tener en cuenta que el viaje de vuelta entre Pontevedra y Vigo ya estaba beneficiado con anterioridad, con lo cual, ahí nada mejoramos. Respecto a la bonificación del regreso en el trayecto a Redondela, es que es algo que ya ni debería haber existido nunca. ¿Quiénes pueden obtener algún beneficio? ¿Quienes vayan y vuelvan de Vilagarcía a Vigo? Sí, esos sí, pero es mínimo, porque ya decíamos que el trayecto Pontevedra Vigo ya estaba bonificado, con lo cual el descuento se le aplicaría solo al trayecto Pontevedra-Vilagarcía. ¿De cuánto podemos estar hablando, de dos euros? Una ridícula mejora que desde luego no nos va a cambiar la vida ni a mejorar la situación de nuestros empresarios y autónomos.

Recuerdo que estamos en una provincia con déficit de infraestructuras que para comunicar Ponteareas con Lalín de forma más rápida, segura y menos costosa hay que hacerlo a través de Ourense.

¿Ave? En un presente y un futuro medio subir hacia el norte para legar al Sur. Habrá otras zonas de Galicia que sí puedan estar contentas de las dádivas anunciadas por Ábalo, como por ejemplo, aquellas referidas al puerto exterior de A Coruña. Ellos quizá sí hayan visto cumplidas sus expectativas. Pero los pontevedreses debemos de nuevo conformarnos con las migajas. Y eso que la Diputación y las tres principales ciudades de la provincia están en las mismas manos que el gobierno de la nación.

Por cierto, hablando de la Diputación. En su día, tras una reunión promovida por el Clúster de Turismo, la entidad provincial pontevedresa se desmarcó de la propuesta de crear unas líneas de ayudas para los autónomos conjuntamente con la Xunta y los ayuntamientos. La Diputación de Pontevedra argumentó su negativa aduciendo que crearía sus propias líneas de ayudas directas. Pues bien, yo he preguntado a la Diputación a través de Twitter por esas ayudas pero no he recibido respuesta. ¿Alguien podría decirme qué hay de ellas?