De acuerdo con los datos de la oposición en el Ayuntamiento de A Coruña, nos hemos sorprendido con la noticia de que el presupuesto municipal del 2020 ha quedado sin ejecutar en una cuantía de más de 82 millones de euros. En algunas áreas trascendentales para la economía de nuestra ciudad, más del 50% del presupuesto no ha llegado a realizarse o desarrollarse como estaba previsto. En el Área de Turismo, Comercio E Mercados no se ha ejecutado un 50% del presupuesto, mientras en que el Área de Innovación, Industria, Emprego e Consumo el porcentaje se eleva hasta un 65%. Y en un Área de inversión, como la de Urbanismo e infraestructuras, se han dejado de gastar más de 30 millones de euros ¿Cómo es posible una inacción de este calibre por parte del equipo del Gobierno municipal en medio de una crisis económica sin precedentes en nuestra ciudad?

Ciudadanos y empresarios asisten incrédulos a estos bailes de cifras, que parecen indicar que  nuestros responsables políticos no son capaces de reaccionar con agilidad y eficacia ante la demanda social que exige medidas urgentes para paliar la grave situación que amenaza la supervivencia del tejido empresarial de A Coruña.

Si en una situación de extrema necesidad para muchos de nuestros ciudadanos y pequeñas empresas no hay una explicación coherente y justificada sobre el cumplimiento de los presupuestos municipales, la exigencia y presión por parte de la ciudadanía será cada vez mayor ante la falta de respuesta por parte de los gestores de nuestro Concello, ya que la dura realidad derivará en que muchos autónomos y pymes se verán obligados a cerrar definitivamente sus puertas a lo largo de este año en curso.

Con la que está cayendo y todavía tenemos que solicitar explicaciones de cuestiones que al ciudadano de a pie le parecen inexplicables. Desde luego, ASCEGA no cejará en su empeño de requerir a nuestros responsables públicos la mayor de las responsabilidades, eficacia y compromiso en unos momentos críticos en los que hay que darlo todo o apartarse a un lado. Tiempos solo para valientes.

La Junta Directiva de ASCEGA.